Los veteranos estadounidenses que tienen problemas de abuso de sustancias tienen un riesgo más alto de suicidio que los que no, según una nueva investigación.

El estudio observó a más de 4 millones de veteranos, y encontró que los problemas de drogas o medicamentos o de alcohol afectaban al 8 por ciento de los hombres y al 3 por ciento de las mujeres. Estos veteranos tenían un riesgo de suicidio que era más del doble que el de los que no tenían ningún trastorno de consumo de sustancias.

La tasa de suicidio era especialmente alta entre las veteranas con problemas de drogas o medicamentos o de alcohol. Estas mujeres tenían una tasa de suicidio más de 5 veces más alta que las veteranas que no tenían problemas de abuso de sustancias.

“Esperamos que estos hallazgos ayuden a los profesionales clínicos y a los sistemas de salud a atender a las personas con trastornos de consumo de sustancias, con afecciones de salud mental, y con ambas cosas, y que centren los esfuerzos en la prevención del suicidio de forma consecuente”, comentó el autor principal del estudio, Kipling Bohnert.

Bohnert es profesor asistente de psiquiatría en la Facultad de Medicina de la Universidad de Michigan, y también investigador en el Centro de Investigación en Gestión Clínica de la VA.

Cada día, 20 veteranos de EE. UU. fallecen por suicidio, indicaron los investigadores, una tasa mucho más alta que en la población general.