El Diario Crónicas de Mercedes informa que fueron incautadas 18 toneladas de Cannabis que iban hacia Nueva Palmira, en un histórico procedimiento.

Se ha generado controversia entre los gobiernos de Paraguay y Argentina que se disputan la realización del operativo.

La droga era trasladada por el río Paraná cuando resultó la embarcación resultó detenida.La marihuana estaba escondida en la bodega de un convoy de 12 barcazas cargadas con soja, que transportaba el remolcador Juanjo A. Fueron detenidos 18 tripulantes.

La ministra de Seguridad de Argentina, Patricia Bullrich, celebró la novedad a través de las redes sociales y que su cartera comunicara el “histórico procedimiento contra el narcotráfico desplegado de manera conjunta entre las autoridades argentinas y paraguayas”.

Sin embargo, el gobierno paraguayo se atribuyó la autoría absoluta del operativo en puerto Hohenau, en el departamento Itapúa.

El comunicado del ministerio que conduce Bullrich sostenía: “Fue uno de los secuestros más grandes de la historia argentina y pudimos lograrlo mediante las tareas de inteligencia de la Prefectura Naval y gracias al acuerdo firmado con la Secretaría Nacional Antidrogas de Paraguay”.

Cuando en Paraguay se enteraron de que el gobierno argentino alegaba haber participado del operativo, tanto desde la Justicia como desde la Senad salieron a aclarar que sólo habían intervenido fuerzas policialesw paraguayos que, desde hace tiempo, venían investigando el hecho.

El fiscal general adjunto antidrogas, Marco Alcaraz, dijo: “Este es un trabajo de inteligencia paraguayo que viene desde hace tiempo. No hubo participación de las instituciones del vecino país. La incautación no contó con apoyo argentino”, según reflejó el diario Última Hora, de Asunción.

Según el gobierno fue Argentina que previó la situación y se dispuso a hacer el secuestro en aguas territoriales propias.

Sin embargo, Bullrich insistió en que fue un “éxito el trabajo conjunto” en el secuestro de la marihuana en aguas paraguayas.

“La Prefectura Naval Argentina tenía una investigación en marcha desde hace tiempo sobre una barcaza que iba a ser contaminada con marihuana. Esta fuerza estaba a la espera de la salida de esa embarcación y la Senad de Paraguay le pidió información a Prefectura, que indicó cuál era la barcaza que estaba contaminada. La fuerza paraguaya intervino ante movimientos extraños en el puerto”, esgrimió Bullrich.

En Paraguay señalan que la droga iba a pasar por el Puerto de Nueva palmira pero seguiría su tránsito hacia Argentina.

El tráfico de marihuana en barcazas y buques por la Hidrovía es menos común que por otras vías, como la terrestre o aérea, señala La Nación en base a fuentes policiales.

Pero el volumen del cargamento es mucho mayor. En dos cargamentos confiscados en 2016 en Paraguay se secuestraron 32 toneladas de cannabis que iban aguas abajo.

Se tendrían que haber usado 80 avionetas para trasladar semejante carga.

En el centro y el norte paraguayos más de 6500 hectáreas de tierra fértil rebosan de cannabis, del cual sólo el 5% es para consumo interno. Se calcula que las dos cosechas anuales de marihuana superan las 50.000 toneladas.

Para incrementar los controles en la Hidrovía -ruta fluvial estratégica- la Argentina y Paraguay sellaron un acuerdo en abril pasado. La colaboración entre ambos países no empezó de la mejor manera: en el primer operativo de envergadura surgieron los roces.

 

(Foto: Ambito.com)