Tras la negativa de La Liga de aceptar los 222 millones de euros por la cláusula de rescisión de Neymar, los representantes del jugador fueron directo al Barcelona.

(Foto: Mundo Deportivo)

El club blaugrana se encargará de llevar el transpaso a la UEFA para culmiar de liberar al jugador según lo afirmó Mundo Deportivo.

El economista Gay de Liébana  aseguró que “el pase puede llegar a costarle 350 millones de euros al PSG” ya que cree que a los 222 millones de euros hay que sumarle la posible multa por el “fair play” financiero.