La semana entrante el Juez de Crimen Organizado analizará el pedido de extradición de la pareja argentina, y luego citará a Balcedo y su esposa para preguntarles si quieren viajar voluntariamente a Argentina. En caso contrario, se abre otra instancia en la que la última palabra la tendrá el Juez.

El pedido de extradición tramitado por el Juez Federal argentino Marcelo Kreplak, ingresó a la justicia uruguaya en la noche del jueves 25 de enero, 10 días antes que venciera el plazo legal, que es de 30 días a partir de la detención de los imputados.

Este viernes, el pedido ya fue elevado al Juzgado de Crimen Organizado de 4° Turno, por lo cual la semana entrante habrá una audiencia para analizar el pedido formal de extradición, y definir si se ajusta a las normas de los acuerdos vigentes.

El trámite es rápido, por lo cual se estima que a lo largo de la semana próxima, Balcedo y su esposa sean conducidos ante el Juez a cargo de la causa, donde serán consultados si aceptan ser extraditados a Argentina para enfrentar el proceso en su país.

Si los detenidos aceptan, la partida hacia el vecino país no será inmediata ya que habrá que cumplir una serie de trámites. Otra opción es que Marcelo Balcedo y Paola Fiege rechacen el procedimiento de extradición y decidan enfrentar el proceso judicial en Uruguay.

En ese caso, automáticamente se iniciaría otro juicio -que es el llamado juicio contradictorio-, en el que el Juez tendrá que definir si la pareja argentina debe ir a su país contra su voluntad, lo que significa que el tiempo de detención en Uruguay se extenderá.

Pero además, la pareja puede solicitar esperar el juicio en Uruguay con prisión domiciliaria y otras medidas cautelares, si es que a nivel local se logra imputarle algún delito como se estima por parte de la investigación, ocurrirá, en función de los indicios que se manejan.

Marcelo Balcedo, de 54 años, continúa recluido en Cárcel Central; mientras que su pareja Paola Fiege, de 33 años, se encuentra en la Cárcel de Mujeres de la capital del país. Al día de hoy ya están enterados que el pedido formal de extradición llegó a Uruguay.




NOTAS RELACIONADAS