La Federación Uruguaya de Magisterio (FUM) planteó a Cabildo Abierto que se quiten los artículos referidos a la educación de la ley de urgente consideración. Guido Manini Ríos se mostró de acuerdo en discutir la propuesta con el presidente electo, según el gremio.

En el encuentro, el sindicato solicitó que los 68 artículos sean retirados ya que entienden que la discusión en esta materia se debe tratar “con conciencia y la mayor participación posible”. Uno de los temas planteados esta mañana fue la reforma en los contratos laborales.

“Él (Manini Ríos) estuvo de acuerdo en que no es la forma”, “estos cambios que se están proponiendo no necesariamente llegan a cambiar la realidad de aquellos niños que están en situación más vulnerables” dijo la secretaria ejecutiva de la FUM, Gabriela Arbeleche.

Mañana realizarán el primer secretariado ejecutivo del año y analizarán en profundidad el articulado. “La educación necesita diferentes tiempos y no una discusión en 90 días”, indicó Arbeleche.

El gremio señaló que no descarta ningún tipo de actuación ante la negativa de modificar el anteproyecto de ley. “Nosotros entendemos que lo primero es tratar de dialogar con todos, para nosotros lo importante es que las cosas funcionen y funcionen bien, de allí en más se irán viendo las medidas a tomar”, concluyó.

La Federación Uruguaya de Magisterio aguarda la contestación de los demás partidos de la coalición para reunirse y realizarles los mismos planteos que a Cabildo Abierto.