Sobre la seguridad argumentó “no me gustaría hacer un balance a poco tiempo de asumido el gobierno”.

El presidente Lacalle Pou visitó una escuela rural de Cerro Largo. En rueda de prensa explicó el incremento de medidas que se tomarán en la frontera con Brasil, principal centro de preocupación del gobierno nacional.

Entre los anuncios dijo que se realizarán masivos a los trabajadores de la caña de azúcar. Se estima que son unos 300 trabajadores que ingresarán al país a mediado de mes para realizar los trabajos zafrales.

 

Sobre el desarrollo de la epidemia en Uruguay, destacó que “la conducta que tuvieron los uruguayos ayudó a que no se disparen los contagios”.

“Si hay contagios tenemos que tener capacidad de atender a las personas. En otros países vimos que tienen que elegir a qué pacientes atender, nosotros por suerte estamos lejos de eso”, dijo Lacalle luego señalar que la disponibilidad de camas de CTI en Uruguay supera el 50%.

Respecto a los casos de coronavirus en trabajadores brasileños, que cumplen tareas en la cementera “cielo azul, dijo  “me hubiera preocupado más si no se reaccionaba en tiempo y forma”. Agregó que opinar sobre el tema  “Es llover sobre mojado. El gobierno no es infalible y menos en algo que nadie conoce, que nadie sabe, que vamos aprendiendo sobre la marcha”.

 

Lacalle dijo que el déficit fiscal subirá por las erogaciones que ha hecho el Estado y dijo que la pandemia cambió las prioridades. “El gobierno ha destinado centenas de millones de dólares para paliar esta situación. El déficit pasó a un segundo lugar”

Agregó que es evidente un aumento en la tasa de desempleo. Consultado sobre la posibilidad de controlar los precios opinó: “ no somos partidarios del control de precisos, si estamos alertando y preocupados porque siempre hay vivos que se benefician de las crisis”.

Sobre la actual situación de inseguridad que atraviesa Uruguay el mandatario dijo “no me gustaría hacer un balance a poco tiempo de asumido el gobierno”.

 

 

Actualmente el gobierno trabaja con Brasil para aplicar una política de “salud binacional” ante la pandemia de coronavirus que preocupa a la población de frontera., informó el mandatario.

El mandatario se refirió a hipótesis de que el uso de tapabocas sea obligatorio: “Yo, como presidente, no estoy dispuesto a sancionar a alguien por el no uso de tapabocas. La mayoría no ha necesitado que se lo imponga, entendió la situación. El uruguayo es responsable y solidario. ”

En referencia a los artículos de la ley de urgente consideración que aplican modificaciones sobre las áreas protegidas, Lacalle Pou sostuvo: “Conceptualmente quien habla valora y cree en las áreas protegidas. El tema es el territorio que abarca, la interdicción que puede sufrir un vecino que allí vive y el cese de algunas áreas productivas”.

“La existencia de áreas protegidas es muy importante para el país, sobre todo un país que quiere hacer de lo natural una forma de entender la vida humana en armonía”, afirmó. Ahora, si nosotros vamos a áreas protegidas de demasiada extensión, primero no las vamos a hacer cumplir con toda la normativa y termina siendo injusto para los pobladores de la zona”.

Por su parte, el exdirector de la Dirección Nacional de Medio Ambiente señaló que “no ve la urgencia de tratar estos temas complejos” en la ley de urgencia. “Como adolesce la ley de urgencia en varios puntos, en realidad no veo la urgencia de tratar este tema en esa ley en la cual hay 501 artículos que impiden dar una discusión de cuál es el sistema de protección a los ecosistemas y cuál es la estrategia del país respecto a eso”, agregó el jerarca.

 

Foto: FocoUy